Alimentación
Bricolaje Economía doméstica Educación Medio Ambiente Motor N.Tecnologías Salud Seguridad alimen. Solidaridad Viajes  Vivienda 
CONSUMER EROSKI
BOLETINES Recibir | Cambiar
BUSCADOR
versión accesible    
  Tamaño del texto a a a  
Portada > Enséñale buenos hábitos > Imprescindible: un buen desayuno > No quiere desayunar ¿qué hago?

ENSÉÑALE BUENOS HÁBITOS

IMPRESCINDIBLE: UN BUEN DESAYUNO

No quiere desayunar ¿qué hago?

¿Te preocupa que tu hijo no desayune? Tal vez hayas probado mil fórmulas pero ninguna te ha dado buenos resultados. Como cada niño es un mundo, debes conocer los motivos por los cuales tu hijo no desayuna, y de esta forma buscar la mejor solución en cada caso.

En esta sección
¿Por qué debe desayunar todos los días? [pág. 1]
¿Cómo es un buen desayuno? [pág. 2]
No quiere desayunar ¿qué hago? [pág. 3]
Alternativas a la bollería industrial: desayunos dulces y salados [pág. 3]
   

Enviar   Enviar a otra persona Imprimir Imprimir

¿Y tú, desayunas?

En la educación está la clave para el buen comportamiento de tus niños. Y lo más importante a la hora de educarles es predicar con el ejemplo. No tiene muchas garantías de éxito que insistas en las alabanzas que tiene desayunar para sentirse con más energía y rendir más en el colegio, si tú no lo haces, y tu hijo lo sabe.

¿Os levantáis con suficiente tiempo para desayunar?

Tan sólo necesitáis 15 minutos para desayunar. Por tanto, sería suficiente con que os acostaseis 15 minutos antes de lo habitual, y así no tendríais que rascar ni un minuto por la mañana. Además, para agilizar este momento, pero sin que el desayuno se convierta en un momento de prisas y agobios, podéis dejar casi todo preparado: los tazones, el azúcar, el cacao, las galletas o el pan… Y ahora con los nuevos electrodomésticos, calentáis la leche o tostáis el pan; es cuestión de segundos.

¿Le gusta el desayuno que le ofreces cada día?

¿Le has preguntado a tu hijo qué es lo que más le apetece para desayunar? Tal vez le ofrezcas el típico desayuno de leche con galletas o cereales, y el niño comería más a gusto algo salado, o le apetece más un desayuno frío en lugar de algo caliente, o yogur en vez de leche… Te proponemos diversos desayunos, dulces y salados. ¡Seguro que tu hijo encuentra uno que le guste!

¿Se lleva almuerzo?

Hay que tener paciencia e insistirle cada día hasta conseguir que tome algo antes de salir de casa, aunque sea un vaso de leche o un zumo. Si no consigues que desayune nada más, llega a un pacto con él o con ella para que se lleve un almuerzo consistente. El objetivo es que coma suficiente hasta la hora de la comida. Y esto se puede conseguir con un buen desayuno y un almuerzo más ligero, o viceversa; con un desayuno frugal y un almuerzo más contundente.



< ¿Cómo es un buen desayuno? Pág. 3 de 4 Alternativas a la bollería industrial: Desayunos dulces y salados >


Boletines Suscríbete gratuitamente a nuestro boletín
Ir a la portada de Obesidad Infantil     Ver las portadas de...


¡Sácale provecho a esta escuela!

Comer según la edad

¿Cómo se alimenta?

Buenos hábitos

Cocina con ellos

Para saberlo todo

Ver todo sobre Salud y psicología
Fundación EROSKI Accede a nuestra versión accesible y RSS  ¿Quieres saber quiénes somos? | Mapa web | Escríbenos
En CONSUMER EROSKI nos tomamos muy en serio la privacidad de tus datos, aviso legal. ©Fundación Eroski